lunes, 11 de septiembre de 2017

Reseña cinematográfica - Origen

Ficha cinematográfica


Título: Origen
Título original: Inception
Año: 2010
Director: Cristopher Nolan
Actores principales: Leonardo DiCaprio, Ellen Page, Joseph Gordon-Levitt, Ken Watanabe
Duración: 148 min
Nacionalidad: Estadounidense
Apta: +12 años
Basada en una novela: No
Género: Acción, suspense, ciencia ficción




Sinopsis

Dom Cobb (DiCaprio) es un experto en el arte de apropiarse, durante el sueño, de los secretos del subconsciente ajeno. La extraña habilidad de Cobb le ha convertido en un hombre muy cotizado en el mundo del espionaje, pero también lo ha condenado a ser un fugitivo y, por consiguiente, a renunciar a llevar una vida normal. Su única oportunidad para cambiar de vida será hacer exactamente lo contrario de lo que ha hecho siempre: la incepción, que consiste en implantar una idea en el subconsciente en lugar de sustraerla. Sin embargo, su plan se complica debido a la intervención de alguien que parece predecir cada uno de sus movimientos, alguien a quien sólo Cobb podrá descubrir. (FILMAFFINITY)

Opinión personal (sin spoilers)

Os presento, lectores y lectoras, la película favorita de la mayoría de vuestros amigos.

Al menos en mi caso, cuando preguntaba "¿Y cuál es tu película favorita?" había escuchado bastantes veces la respuesta "Origen, ya sabes, la película de DiCaprio sobre los sueños y eso" (quizás he exagerado un poco la situación, pero ya me entendéis). Por alguna razón que todavía no comprendo, ni se me pasó por la cabeza mirarla hasta que un compañero de la universidad, R, me la recomendó hace unos meses, otra vez. Y de repente me vino un flechazo y pensé en unirme al club de "he visto Origen", para ver si podía incluirme en su infinito grupo de fanáticos o no. Veamos.

La trama está bien, es entretenida. La película nos presenta a Cobb, un hombre capaz de entrar en la mente de la gente en sueños gracias a unas máquinas extrañas y junto con algunos compañeros, con los que se dedica a robar secretos del subconsciente de la gente en sus momentos de más vulnerabilidad, y vive una vida como ladrón a sueldo al margen de la legalidad. Por distintas razones se ve envuelto en un caso más complicado, en el que le piden realizar un "origen", es decir, inculcar ideas en la mente de una persona, y a pesar de sus reservas por el peligro que ello conlleva, no podrá sino acceder porque puede ser su última oportunidad de dejar esta vida y volver con su familia.

Los personajes no están mal, pero en mi opinión no tienen tampoco nada muy especial. Para realizar la misión de "origen" se reúne un grupo variopinto a lo american squad con distintos talentos que es bastante típico. No tengo nada en su contra, de hecho son divertidos y entrañables, pero ninguno llama la atención. El más desarrollado es Cobb, que vive encerrado en el pasado y en el recuerdo de su ex-mujer, que lo persigue en sueños (literalmente), una parte de la trama que me gustó bastante aunque se repite un poco demasiado para mi gusto.

Lo mejor de la película es la idea base. La ambientación de Origen, el hecho de que se infiltren en los sueños de alguien, las reglas que siguen en los sueños, sus tácticas y técnicas para sacar el máximo provecho de esta infiltración y la base teórica de cómo funciona la mente humana está bien pensado y, lo más importante, bien resuelto. Este tipo de películas a veces cae en el peligro de una resolución floja por írsele demasiado la olla, pero Origen lo mantiene todo a buen ritmo y en su punto justo de excentricidad. La cantidad de detalles y de conexiones de la película es asombrosa, tanto, que es incluso menor que la cantidad de teorías de fans que existen. De hecho, me parece que para comprender la película en su totalidad es absolutamente necesario un segundo visionaje.

No olvidemos que Origen es una película de Hollywood, cosa que se nota en todo momento. Las americanadas están aseguradas. Al menos también se ha contagiado de la increíble cinematografía y los efectos especiales de este tipo de películas, con lo que las escenas de acción y el mundo de los sueños, tan apabullante, son impecables.

En mi opinión la película es quizá un poco demasiado larga. El final, especialmente el clímax, está innecesariamente estirado, aunque no es nada grave ni condeno la película por ello.

De todos modos le doy 4 estrellas porque, siendo sincera, me mantuvo expectante durante los buenos 148 minutos que dura. A pesar de tener un regusto mainstream, que no tiene porqué ser malo pero sí repetitivo, y a pesar de no ser (ni de lejos) mi película favorita, sí que la recomiendo como película de entretenimiento bastante curiosa. Pienso volverla a ver algún día.


Trailer


¡Hasta la próxima, biblioviajeros!

1 comentario:

  1. ¡Hola!

    Tampoco es mi película favorita pero sí que me parece que hay que verla por lo menos una vez en la vida. Y si la ves dos veces, mejor. La trama me parece super original y como dices está muy bien desarrollada de principio a fin, sin que al final se le vaya la olla a los guionistas ni nada. Es cierto que los personajes no destacan mucho, pero bueno.

    ¡besos!

    ResponderEliminar


¡Gracias por comentar!
- Eres libre de decir lo que quieras, siempre y cuando seas respetuoso
- No se aceptan comentarios íntegramente de "spam"
Dicho esto, nos leemos.